Inicio » 2016 » Julio » 19 » Estudiar inteligentemente
07.49.27
Estudiar inteligentemente

Hoy, cotilleando, he encontrado este post, que me ha parecido muy interesante:

5 estrategias infalibles para aprobar los exámenes

Ciertamente, en aquellos tiempos, en los que yo estudiaba, (a pesar de sacar buenas notas), recuerdo que no sabía estudiar, simplemente atender en clase, hacer los ejercicios que me mandaban y leer el tema en cuestión hasta asimilarlo.

Más adelante, fui aprendiendo otras “trampitas” para dominar lo que quería aprender yo, en lugar de que me dominara a mí, lo que yo quería aprender.

Según el post que os comento, nos divide sus estrategias en 5.

  1. Olvidarte de estudiar para aprobar.

Nos aconseja estudiar para saber, no para aprobar.

En mis tiempos estudiaba para sacar notable, muchos de los temas que estudiaba, no eran de mi interés, pero había que estudiarlos y punto.

Estudiaba para sacar notable, porque si me salía mal el examen, sacaría y bien o un suficiente, así casi tenia descartado el suspenso, si la cosa salía bien hasta podía permitirme sacar un sobresaliente.

  1. Utiliza las técnicas para hacer chuletas.

Nos aconseja hacer chuletas para no utilizarlas, así veremos que es relativamente fácil poder memorizar el contenido de la chuleta.

Es un consejo muy interesante desde mi punto de vista, así mientras fabricas la chuleta aprendes a comprimir los datos y sacas el grano de la paja, eso no se me ocurrió a mí, en mis tiempos.

 

  1. Emplea diferentes técnicas de estudio.

Realizar chuletas, esquemas, mapas mentales…

Este apartado es muy similar al anterior y yo uniría ambos.

 

  1. Consigue modelos de exámenes antiguos.

Buscar exámenes antiguos por Internet, al profesor o a antiguos alumnos.

En mis tiempos tampoco existía Internet, antiguos alumnos un poco complejo, porque las clases superiores se suelen relacionar poco con las inferiores, los que repitieron, dudo mucho que guardaran los exámenes…al profesor, yo, ahora no se los pediría… podría ser que el profesor este vago y nos ponga el mismo examen que en un curso anterior…. ¿podría sonar la flauta, no?

  1. No te olvides de los descansos.

Recomienda descansar 15 minutos, cada 45 minutos de estudio.

Eso también lo he descubierto yo, pero muchos años más tarde….

Aunque yo no lo haría mirando el reloj, pero cuando ves que no das pie con bola, lo mejor es tomarse un café y después volver a la cuestión que tenía enredadas tus neuronas, las cosas se ven de otra forma.

Categoría: Psicologia | Vistas: 214 | Agregado por: jorbasmar | Valoración: 0.0/0
Total de comentarios: 0
avatar